UDLP / NOTICIAS

Comunicado de agradecimiento

Tras el emotivo acto celebrado el pasado lunes en el estadio de Gran Canaria, en el que la familia del fútbol rindió homenaje al Maestro Germán Dévora con motivo de la presentación de su biografía, es mi deseo hacer público este escrito para expresar mi profundo agradecimiento a todas aquellas instituciones, autoridades, personas y aficionados que aportaron su colaboración y afecto para la organización y feliz desarrollo de todo el programa previsto. Quede manifiesto mi particular reconocimiento.

Volver

04/12/2014 14:40

A la UD Las Palmas, encabezada por su presidente Miguel Ángel Ramírez, entidad, desde el primer momento, colaboró con enorme generosidad con sus medios humanos y logísticos. Ramírez ha sido el más importante artífice de que se pudiese escribir el libro y fueron constantes sus atenciones y facilidades para impulsar tanto la obra como el multitudinario tributo al Maestro. Asimismo, personalizo en sus consejeros Nicolás Ortega y Rafael Méndez, Patricio Viñayo, su director general de gestión, Carmelo Pérez, en representación de la Fundación, y Pedro García, jefe de prensa, por la valiosísima ayuda prestada y paciencia en todos los trabajos en los que me han auxiliado. No me olvido de todos los que han formado parte de la institución (exjugadores, antiguos dirigentes, presidentes y empleados) quienes acudieron masivamente al llamamiento. También a la plantilla actual, representada por su dirección deportiva y cuerpo técnico, capitanes (David García, Juan Carlos Valerón, Aythami Artiles y Ángel López) y los futbolistas Culio y Araujo, quienes hicieron el esfuerzo de secundar este homenaje pese a que al día siguiente había partido oficial de Copa del Rey frente al Celta de Vigo.

Al Cabildo de Gran Canaria, en la persona de su consejero de Deportes, Lucas Bravo de Laguna. Desde la institución pública, además de una aportación dineraria, se puso a disposición de la organización la sala VIP del estadio movilizando al personal del Instituto Insular de Deportes, bajo la dirección de Antonio Pérez, Ñito. El consejero de Deportes estuvo en todo momento interesado en que se hicieran los esfuerzos posibles para que el acto contara con el equipamiento adecuado y fueron constantes sus llamadas para interesarse en el desarrollo del montaje, al igual que por parte del gerente el Instituto Insular de Deportes, Félix Noda.La presencia en el homenaje a Germán del presidente del Cabildo de Gran Canaria, José Miguel Bravo de Laguna, no hizo más que coronar todas las atenciones recibidas.

Al Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria, con el Concejal de Deportes Carlos Ester al frente, también volcado en aportar su apoyo y haciendo coincidir este homenaje con el anuncio, en boca del alcalde Juan José Cardona, de que Germán será nombrado Hijo Predilecto de Las Palmas de Gran Canaria. 

A la Federación Interinsular de Fútbol de Las Palmas, en la persona de su máximo mandatario, Antonio Suárez, con las gestiones fundamentales que realizó para que el seleccionador nacional, don Vicente del Bosque, estuviera en la mesa presidencial acompañando a Germán Dévora. Además, hago extensiva mi gratitud a Miguel Luis Barrera, jefe de prensa de la corporación, atento a cada petición y detalle, ejerciendo de perfecto anfitrión para autoridades y miembros de la junta directiva.  

A todos los compañeros de los medios de comunicación, de quienes he encontrado apoyo unánime a la hora de poder difundir tanto la convocatoria de la presentación del libro, como de los detalles pertinentes para que los aficionados puedan adquirirlo. En las últimas semanas, tanto Germán Dévora como yo hemos sido beneficiarios de una enorme generosidad y sensibilidad por parte de informadores de prensa escrita, radios, televisión y páginas webs.

Por último, a todo el público y asistentes, quienes emocionaron al Maestro con sus aplausos y gestos de afecto.

A Jorge Nuez, por desvivirse en las tareas de diseño, a mi editora Ana de León, quien se ocupó de todos los detalles, y a Juan Nicolás Cruz, quien me ha acompañado en este viaje desde el primer momento. 

Para que así conste,
Ignacio Sánchez Acedo